Top
Image Alt

Centro formativo niñas

Esther junto a otros niños de la ONG con la que colaboramos en Kenia.Ir al colegio. Ser atendida en el médico. Dar un paseo. Opinar sobre un tema. Suena fácil, ¿verdad? En Kenia si eres niña, estos momentos cotidianos son una carrera de obstáculos. Hoy, Día Internacional de la Niña, te explicamos por qué no es fácil ser niña en Kenia a través de 5 tips

Belén con su hija Claudia, de 16 años, y una de las niñas del proyecto.Hace siete años, Belén Conesa prometió a su sobrino un viaje solidario. En 2017, el sobri cumplió 15 años y Belén cumplió su promesa. Viajó junto a él y su hija de 16 al centro de rescate de niñas de Kenia. Aprendieron juntos que “con muy poco se puede ser feliz” y la experiencia les unió todavía más.¿Por qué te decidiste a hacer un viaje solidario a Kenia? Porque era un regalo prometido a mi

Mónica viajó a Kenia junto a su pareja, Ale, para colaborar en el centro formativo para niñas con el que trabajamos. Nos cuenta su experiencia llena de anécdotas, risas, bailes y ¡felicidad!"Llegamos cansados tras un vuelo donde apenas pegamos ojo. Al llegar, Edwina (coordinadora del centro) nos estaba esperando en el aeropuerto. ¡Es la dulzura personificada! De ahí nos fuimos a cambiar moneda local. El tráfico en Nairobi es una locura con lo cual pasamos bastante tiempo en el coche antes de llegar al proyecto. El caos de