Top
Image Alt

Bali

Eider con las niñas del proyecto de Bali. Hay experiencias que te impactan tanto que no cambiarías nada de ellas. Eso mismo le ocurrió a Eider, guipuzcoana de 19 años, que este verano dio clases de inglés a niños y niñas de Bali. “No me arrepiento para nada de esta experiencia y me siento agradecida por haber tenido la oportunidad de vivirla”, nos cuenta.¿Por qué elegiste Bali como destino?El año pasado quería hacer algo diferente en verano. Quería aprovechar esa época del año para vivir una experiencia única y

Lucas con los niños y niñas del proyecto.Este verano, Lucas no ha visitado una gran ciudad europea, ni ha hecho un viaje de sol y playa al Caribe. Su plan ha sido diferente: ha pasado varias semanas en Bali ayudando a niños y niñas en su educación. Y el contacto con los menores ha sido tan cercano que ya se está planteando repetir. ¿Cómo era tu día a día en la ONG de Bali?Nos levantábamos temprano y a las 8:30 h. desayunábamos. A continuación, tenía la mañana libre para

"Es difícil expresar con palabras en este momento lo que esta experiencia ha significado para mí.Dos chicas de Zaragoza nos propusimos pasar un mes fuera de casa para descubrir una nueva cultura. A pesar de que el primer día de voluntariado se nos hizo un poco duro, es sorprendente lo rápido que consigues adaptarte a una forma de vida completamente diferente a la tuya. Una de las mejores cosas de esta experiencia es compartirla con gente de otras partes del mundo: nos apoyamos los unos en los otros

Una nueva experiencia en un Viaje Solidario. En esta ocasión es doble, Alberto y Eva viajaron a Bali para colaborar en el centro educativo con el que trabajamos allí. A su vuelta nos han contado los sentimientos y sensaciones que les ha producido esta participación:Eva nos explica cómo fueron las dos semanas que estuvieron en el centro:"Mi experiencia ha sido fantástica en todos los sentidos. Poder colaborar con el proyecto educativo intensamente y hacer clases para ellos hace que sientas que tu ayuda es útil de verdad, porque

En el taller de pintura"Mi experiencia ha sido magnífica, Judit y yo hemos estado dando clases de inglés en el centro, llevábamos dos niveles, los lunes y los viernes uno y los martes y los jueves otro. Los miércoles y los sábados se hacían lo que se llamaba special project, un voluntario cada semana preparaba una actividad especial en la que los otros colaboraban. Nosotras diseñamos la actividad face painting. La semana en la que los niños hindues celebraban una ceremonia no se hizo clase habitual y se organizaron actividades