Top
Image Alt

discapacidad

 Nos llena de ilusión compartir historias inspiradoras como la de Anna que, tras regresar de su viaje solidario en Bolivia, algo hizo click en ella y le llevó a emprender el mismo proyecto en España. Uno de las cosas más bonitas de nuestro trabajo es ver cómo los viajes solidarios se convierten en experiencias transformadoras para los/as voluntarios/as, generando un increíble impacto alrededor, que se vive tanto a nivel personal como profesional. Aquí os dejamos esta inspiradora experiencia de Anna contada en primera persona: Buenas tardes, Soy Anna Campo. Psicóloga que

En mi día a día ayudaba con las sesiones de equinoterapia para los niños con alguna discapacidad, realizaba tareas de cuidado de los caballos y actividades con los niños en el tiempo que no estaban montando. Lo que más me ha gustado ha sido ver la relación que se creaba entre el niño y el caballo, la felicidad y los beneficios que les proporcionaba la equinoterapia. Ha sido una experiencia genial y muy enriquecedora. María con una de las niñas del centroLas sesiones de equinoterapia, dependiendo del perfil del