Top
Imagen Alt

¿Se puede hacer fotos en los viajes solidarios? Sí, ¡pero de forma responsable!

¿Se puede hacer fotos en los viajes solidarios? Sí, ¡pero de forma responsable!

Una chica del proyecto de Kenia. La foto es positiva y transmite fuerza.

Visitamos lugares increíbles, exóticos, conocemos gente apasionante y la tentación es grande… ¿por qué no hacer una foto para recordar nuestro viaje para siempre? Pero, antes de darle al “clic”, ¡debemos pensarlo dos veces! Lo que parece un acto inofensivo puede tener consecuencias negativas para muchas personas y entornos. Así que nuestra posición es clara: sí, se pueden hacer fotos durante nuestros viajes solidarios, ¡pero no de cualquier forma!

En tus visitas turísticas…

1. Siempre, siempre, respeta las normas.

Seguro que alguna vez has visitado un lugar donde las fotos estaban prohibidas y has visto a gente dándolo todo con sus cámaras. ¿A que si? Pues no es una actitud responsable. Si un museo, yacimiento o reserva natural prohíbe hacer fotos, debemos respetarlo sin excepción. Los motivos pueden ser muchos: evitar que se deterioren las obras, asustar a los animales, interrumpir prácticas religiosas, etc. Por ejemplo:

  • En la iglesia de San Juan de Chamula, cerca de San Cristóbal de las Casas, México, no se puede hacer fotos, ya que se realizan cultos especiales.
  • En Varanasi, ciudad sagrada de India, no se pueden fotografiar los crematorios. 

2. No te hagas fotos junto a animales

Si vas a un safari, no permitas que tu guía invada el espacio natural de los animales para que los turistas puedan sacarles fotos de cerca. En pueblos y ciudades puede que te ofrezcan hacerte fotos con animales exóticos a cambio de una propina. Nunca lo hagas. Estarás colaborando con su explotación y maltrato.

En Bolivia, solo se hacen fotos de los animales el último día del voluntariado.

3. Si quieres fotografiar a una persona, pídele permiso

Si no habla tu mismo idioma, enséñale la cámara y espera su respuesta. Aunque te diga que sí, no abuses de su amabilidad y, sobre todo, asegúrate de que la foto respete su integridad y no la cosifique como un “atractivo turístico” más. Si te dicen que no, ¡no insistas!

4. Antes de disparar, piensa en qué transmitirá la foto

¿Puede dar una imagen equivocada del país, de sus costumbres o gentes? Si se trata de países del Sur, asegúrate de que tus fotos no victimicen, sino que transmitan una imagen respetuosa y digna de las personas que lo habitan.

5. Niños y niñas

Es un tema muy delicado. Antes que nada, debemos pedir permiso a sus padres o tutores para fotografiarlos. Si queremos compartir las imágenes en redes, también debemos comunicárselo y contar con su consentimiento.

6. Modérate

Las fotos son un recuerdo estupendo de tu viaje, pero no debemos abusar de ellas. Haz algunas fotos, sí, pero no dediques el 90% de tu tiempo a retratar imágenes que después seguramente apenas volverás a ver. Guarda tu cámara o móvil, observa y disfruta.

En la ONG de Perú, solo se hacen fotos el día del "show".
En la ONG de Perú, solo se hacen fotos el día del «show».

Durante tu voluntariado en las ONG…

1. Cada ONG tiene sus propias normas con respecto a las fotos

Si no te las explican, pregúntale a tu coordinador o coordinadora por ellas para evitar caer en prácticas irresponsables. Por ejemplo:

  • En el centro de rescate de animales de Bolivia solo dejan hacer fotos de los animales el último día de voluntariado. Además, las imágenes no pueden fomentar el “mascotismo”, por lo que los voluntarios y voluntarias en la mayoría de los casos no pueden hacerse fotos con los animales en brazos. 
  • En la guardería solidaria de India con la que colaboramos, las personas voluntarias no pueden hacerse fotos. Las hacen las coordinadoras del proyecto y luego las comparten.
  • En la escuelita de Cusco, Perú, solo pueden sacarse fotos los viernes, el día en que peques y voluntarios participan en un evento educativo y lúdico al que llaman “show”. 

Guardería de India: solo las personas coordinadoras hacen fotos
Guardería de India: solo las personas coordinadoras hacen fotos.

2. Pide permiso

 A tu coordinador o coordinadora antes de hacer cualquier foto.

3. Una imagen vale más que mil palabras

¡Cuida el mensaje que dan! Tus fotos deben expresar compromiso, solidaridad, compañerismo, respeto, etc. Nunca te hagas fotos que puedan dar lugar a malentendidos: por ejemplo, que expresen la superioridad de la persona que viene del país “desarrollado” sobre la del niño del país del Sur; o que den una imagen equivocada del voluntariado que estás realizando.

4. Muestra qué es un viaje solidario en tus redes

Un viaje solidario es divertido, sí, pero que nadie se equivoque… también tiene una parte de voluntariado importante que, según el proyecto, comporta trabajar durante varias horas por una causa. ¡Enseña también esa parte en tus fotos! Si solo publicas fotos de turismo, junto a las personas que has conocido, en fiestas, etc. estarás transmitiendo una imagen equivocada de qué son los viajes solidarios.

Y ante la duda, siempre, siempre, ¡pregunta!

Pide permiso antes de fotografiar a gente en la calle.
Pide permiso antes de fotografiar a gente en la calle. Foto en Camboya.

Por último, si quieres colaborar en pequeñas ONG de países del Sur, sumergirte en su realidad y aprender al máximo, ¡echa un vistazo a los viajes solidarios que ofrece Tumaini!

Publica tu comentario

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

No tiene permiso para registrarse